EL MAL EJEMPLO

fue el estadoEL MAL EJEMPLO

Por: kantolibre

De la manzana podrida a la chiva de la campana son dos dichos que se me ocurren para empezar este texto aunque la propuesta de solución no sea tan simple sino algo más complejo y de fondo.

Hablaré de nuestra comunidad, San Juan Chilateca, donde hace apenas unos 4 años se vivió una de las peores crisis política de su historia reciente…

EL MAL EJEMPLO

Por: kantolibre

De la manzana podrida a la chiva de la campana son dos dichos que se me ocurren para empezar este texto aunque la propuesta de solución no sea tan simple sino algo más complejo y de fondo.

Hablaré de nuestra comunidad, San Juan Chilateca, donde hace apenas unos 4 años se vivió una de las peores crisis política de su historia reciente y se llegó al grado que por unos cuantos meses se quedó sin autoridad ya que no hubo condiciones para nombrarla.

Un administrador llegó al pueblo enviado por el gobierno estatal, que por cierto no entregó cuentas del recurso que administró los 3 meses que estuvo encargado del gobierno municipal, algo inédito pero además algo que a la gente de la comunidad le pareció muy vergonzoso.

Esto no fue fortuito, ya venía desde hace varios años postergándose la detonación del problema y aunque en el 2010 el grupo que dominó el pueblo fue derrotado al mismo tiempo que el PRI, al partido que pertenecían, también perdía la gubernatura, desgraciadamente así como el gobierno de Gabino Cué decepcionaba en el estado por continuar con la mismas prácticas corruptas e incluso presentar a los mismos que en el pasado ocasionaron tantos males para el estado así también en Chilateca el grupo que tomo el poder municipal caía en las mismas prácticas que sus antecesores.

La opacidad, la falta de transparencia en el manejo de los recursos públicos, el favorecer solo a su grupo, el utilizar el poder para vengarse de sus enemigos, el continuar con la pérdida de las tradiciones y las costumbres (una muestra está en cómo se equivocaron en la fecha de la fiesta de febrero al atrasarla una semana) y sobre todo por no cumplir con los compromisos adquiridos con su gente en lo que sería algo así como su campaña son algunos de los elementos más claros.

De manera falsa se intentó dar una fachada diferente hacia afuera por ejemplo esta la nota que el diario noticias público sobre su trabajo de reciclaje y su centro de acopio de basura donde se decía que era ya un ejemplo en el valle, si bien es cierto que se inició un trabajo con muchas limitaciones nunca cuajó y hoy el centro de acopio es un negocio más del municipio ya que se vende la basura vendible pero las calles y sobre todo los arroyos siguen igual o más llenos de basura que antes y aunque el camión de la basura pasa cada semana todas las noches se pueden ver las humaredas en las casas donde la gente sigue quemando su basura así que el trabajo de concientización, de información y sobre todo la construcción de una política de manejo de la basura y la reducción en la producción de ésta, que debería ser el objetivo, quedó lejos.

Como decíamos en el anterior número la historia está perdida pero la cultura de nuestro pueblo está todavía peor, no hay una identidad y al contrario de lo que pudiéramos creer que como gente de pueblo, hijos de campesinos o ya por lo menos nietos, estaríamos orgullosos de esto pero la realidad es todo lo contrario el rumbo que lleva el pueblo es para borrar ese pasado tratando de urbanizarlo a toda costa.

El pueblo se ha pavimentado casi en su totalidad, lo que es el área poblada, sin tomar en cuenta que nuestros vecinos de Ocotlán y San Antonino Castillo Velasco hoy ya no tienen agua por haber hecho lo mismo hace ya varios años y que en San Antonino se está tratando de revertir esto construyendo pozos de absorción pero ni por qué se habla de una red de autoridades en la defensa del agua, en la comunidad solo se ha construido un pozo de absorción.

No hay política medio ambiental  si alguien propone o por lo menos cuestiona sus “obras” se tacha de loco o enemigo “del progreso y el desarrollo”, tampoco hay un plan para recuperar las tradiciones y preservar las que todavía sobreviven, ni siquiera se discute con seriedad el futuro del pueblo para empezar a cuestionarnos a preocuparnos por lo que vendrá si seguimos con esta marcha hacia la urbanización.

El campo está abandonado ya solo son unos cuantos los que lo siguen trabajando pero no se intenta involucrar a los hijos ya que a estos se les dice que es una actividad insuficiente para vivir bien y ya no digamos a las hijas a estas ni siquiera se les lleva al campo se les ha inculcado la idea de ser “barbies” y muchas hasta alergia les da el polen de las plantas.

Pero de un par de décadas para acá han surgido nuevos problemas como el consumo de drogas que hace apenas unos años atrás ni siquiera se mencionaba hoy ya es algo común y lo peor es que ya hasta se distribuye, el año pasado una alumna del telebachillerato sufrió una sobre dosis que casi la mata pero las autoridades tanto de la escuela como las del pueblo prefirieron hacerse de la vista gorda.

Ya se hablan de bares y casas de citas clandestinas e incluso la intensión de abrir algún antro de estos de manera “legal” y en las algunas tiendas de abarrotes se vende bebidas embriagantes sin ninguna regulación a toda hora del día y de la noche hasta algunos de los restaurantes parecieran tener giros de bares por las noches por eso la policía no actúa cuando están siendo asaltados por esa confusión.

Por cierto la seguridad ya se perdió hoy los asaltos son a plena luz del día a personas y a casas hay algunas que han sido asaltadas dos veces al año y como estará la seguridad que el año pasado fue asaltado el restaurant del regidor de policía (entiéndase regidor de seguridad).

Hasta a las escuelas han llegado la descomposición que ya han sido expulsados niños y niñas tan pequeños como el último de segundo grado.

Podría seguir denunciando tantas cosas negativas pero parecería un amarillismo, solo lo dejo ahí como la muestra más clara de lo que realmente pasa en esta comunidad.

Un grupo de intelectuales indígenas (Jaime Luna, Benjamín Maldonado, Juan José Rendón y varios más) han creado el término comunalidad para referirse a la vida de los pueblos indígenas y no indígenas de Oaxaca que mantienen sus costumbres y tradiciones basado en la cultura originaria, los aspectos que señalan son; la lengua, el sistema de cargos, las fiestas comunales  una historia oral y algunos que este momento se me escapan.

En el valle, el zapoteco está casi a punto de extinguirse, las fiestas patronales son solo un despilfarro que favorece a los organizadores de eventos -de muy mala calidad por cierto- y una razón más para romper con el tejido social promoviendo el consumismo y el individualismo.

Pero ¿de dónde vino este fenómeno que hoy amenaza nuestros pueblos y está casi al borde de acabar con su historia y su cultura?

Tal vez si revisamos los contenidos de los libros de texto en primaria y secundaria o desde el kínder, platicamos con los maestros y maestras sobre que saben y que piensan de nuestra cultura, si platicamos con los nin@s sobre sus intereses, sus gustos, sus pasatiempos y sobre todo lo que ven en la TV nos daremos cuenta él porque piensan tan diferente.

Empero, este proceso de aculturación que no es exclusivo de Oaxaca, no es una creación espontanea, es todo una estrategia planeada desde los gobiernos ya que quien dicta los programas de las escuelas es el gobierno y quien se supone regula la programación de todos los medios de comunicación es también el gobierno.

Y los gobernantes nacen de los partidos políticos que como bien señalan los zapatistas; son las escuelas de la corrupción donde los gobernantes aprenden a robar a mentir a reprimir y también a matar.

Ojalá y lo más pronto posible nos sentemos como pueblos a planear, a discutir y a analizar lo que estamos haciendo dentro de nuestras comunidades para ser consientes hacia dónde vamos y si es necesario rectificar el camino y que los malos ejemplos como con mucha pena lo digo, el de mi pueblo, no se tome y no esperemos que terminemos en un futuro no muy lejano como en Michoacán envueltos en una guerra civil entre narcos y asesinados o desparecidos como en Guerrero, por cierto no olvidemos que nos faltan los 43 que desapareció el gobierno.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s